En algunos casos al realizar mantenimientos o reparaciones en un vehículo, como por ejemplo: reemplazo de módulos de control, limpieza del cuerpo de aceleración, entre otras, se hace necesario realizar calibraciones para poder asignar nuevamente a la ECU los parámetros de funcionamiento iniciales del vehículo. En este tutorial nos enfocaremos en calibraciones o ajustes manuales que le servirán si se presentan fallas mecánicas, de alimentación eléctrica o electrónica del control del actuador, cumpliendo con las condiciones de estabilidad del sistema inyector.