Siempre que el técnico automotriz se enfrenta a un diagnostico que involucra componentes electrónicos, debe tener un procedimiento lógico para llegar a la solución. En la actualidad es muy importante el ser precisos al momento de encontrar la falla en el taller, puesto que ya no se está hablando en los vehículos modernos de un simple sensor o una bobina de encendido o una bujía, hoy estamos hablando, de una programación, de una unidad de control, de un sensor de asistencia al estacionamiento, muchas cosas que hace 5 años eran impensables para un técnico, pero que se ha convertido en el día a día para los talleres.